¿El tatuaje, debería tener un significado especial?

De la ciencia al arte… y viceversa.
junio 20, 2018

Definitivamente es un tema que ha tenido mucha discusión, cada quien defiende su posición al respecto y sinceramente ambas son muy válidas.

Para los que me conocieron en mis primeros meses de desarrollo y aprendizaje en este arte, pueden dar fe de cuán terca fui con respecto al tema de que un tatuaje TIENE que tener un significado o valor sentimental. Para mí, en ese momento no existía cabida para que un tatuaje no fuera movido por un sentimiento, una experiencia, un significado especial en la vida de la persona.

Dicho esto,está claro que por esta manera de pensar perdí muchos clientes,pero al fin y al cabo, no solo para ese momento, el tatuar no es en primera instancia un negocio para mí, siempre me he dejado llevar más por una cuestión de pasión y ciertamente eso muchas veces me ha afectado.

Al pasar el tiempo y con ello, al definirme poco a poco como artista,me he dado cuenta de muchas cosas, y es que todo es relativo, absolutamente todo en esta vida, y este arte, no es una excepción, pues si bien es cierto que la frase “un tatuaje es para toda la vida” les retumba en la mente a muchos tanto como el “ te lo dije” de tus padres, también es cierto que esta frase prácticamente es como si se hubiese creado para concientizar a todo aquel y hacerlo pensar dos veces no solo en hacerte algo evaluando calidad, sino en que es algo visible y permanente en tu cuerpo sin marcha atrás, lo que lleva directamente a la lógica de pensar que para evitar arrepentirse posteriormente, tiene que ser algo que sea movido por un sentimiento que siempre estará en tí.

Lo anterior es un lado de la moneda, y para poder entender el otro lado, tenemos que reflexionar primero el concepto de lo que es arte, lo cuál también es algo complicado,sin embargo, para mí es una forma de expresión, es inspiración, es pasión, es crear tus propias reglas, es una forma de ver algo, y definitivamente, es un sentimiento!.Y es aquí a donde quería llegar, pues fue aquí donde reflexioné un día y me dije, ey! no puedo ser tan drástica, también existe una forma de expresar y resaltar lo que es arte para una persona, lo que quizás para una persona significa perfección, equilibrio, simetría, espontaneidad, libertad, emoción, serenidad, etc; para otra, es lo contrario, o simplemente, no ven lo mismo, y es por ello que todo depende de cómo lo veamos, en que zapato estamos, y ciertamente que visión y actitud tengamos ante la vida, pues tus experiencias vividas son totalmente distintas a la persona que tienes al lado, o que conocerás en 1 minuto.

Pienso que realmente la pregunta que tenemos que hacernos es qué queremos tatuarnos, y no vacilar en esa decisión para no caer  en lo que caen muchos, en “ tatuarse por tatuarse”, pues allí si no solo se la complican al artista ya que no se logra la conexión necesaria artista-cliente al tratar de descifrar a través de un diseño las ideas dispersas de un cliente, sino que allí sí existe una alta probabilidad de arrepentirse próximamente de un tatuaje.

Es por ello que hoy en día apoyo ambos grupos, quizás algunos tengan más probabilidades de cambiar lo que piensan al paso de los años y con ello arrepentirse de lo que se tatuaron, pero en la vida, son necesarios los cambios para evolucionar, y si bien es cierto que una persona es lo que es por las experiencias que ha vivido, los tatuajes siempre estarán contigo, y definirán una etapa de tu vida que hoy en día te determinan como persona.

| Sandra Daniela Sierra

1 Comment

  1. Armando Sierra dice:

    Muy orgulloso de ti. Te deseo lo mejor del mundo. Le has puesto un mundo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *